19 de Octubre: Día Mundial contra el Cáncer de Mama

Día mundial contra el cáncer de mamam

Hoy, 19 de octubre se celebra el Día Mundial contra el Cáncer de Mama, recordándonos la importancia que tiene esta enfermedad tan grave, tanto para las mujeres (más del 99% de los diagnósticos) como para los hombres.

Según la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), el cáncer de mama aparece cuando las células del epitelio glandular se reproducen de forma incontrolada y muy rápidamente, pudiendo viajar a través de la sangre a otras partes del cuerpo, adherirse a los órganos y formar metástasis.

Existen factores de riesgo como la edad, genética, factores reproductivos, cáncer de mama anteriores, densidad de las mamas, consumo de tabaco o alcohol, radiaciones ionizantes u obesidad.

También existen factores de prevención como el ejercicio físico, los hábitos saludables o la alimentación.

Desde Clínica Preventia queremos ayudarte a prevenir el cáncer con una alimentación saludable ofreciéndote una lista de alimentos saludables.

 

Alimentos anticancerígenos que deberías comenzar a consumir:

  • • Limón: Es conocida su riqueza en vitamina C. Además no hay que olvidar que contienen flavonoides, protectores de los capilares sanguíneos que mantienen las membranas permeables y oxigenadas.limon anticancerígeno
  • • Aceite de oliva virgen extra: La grasa Mono insaturada protege del cáncer colon-rectal. Al actuar sobre los ácidos biliares, el aceite de oliva disminuye el riesgo de evolución de la mucosa digestiva a adenoma o carcinoma, sin olvidar que mejora la circulación y oxigenación de todos los tejidos al mantener flexibles las arterias.
  • • Canela: Es una especia muy recomendada para mejorar los problemas de circulación y muy beneficiosa para las personas con diabetes, ya que ayuda a controlar los niveles de glucosa en sangre.
  • • Yogurt: Las bacterias beneficiosas que contiene el yogurt regeneran la flora intestinal y evitan la aparición de productos tóxicos en la digestión. Muy útil para prevenir el cáncer de colon, pero se recomienda para todo tipo de tumores.
  • • Aceite de coco: Proporciona alivio a los problemas renales, de la misma manera que es un buen aliado de la presión arterial y, en consecuencia, contra las enfermedades cardiacas. Ayuda a mejorar la calidad dental y la resistencia de los huesos. Pero además, es especialmente relevante su efecto antimicrobiano, antioxidante, y sus cualidades como calmante.
  • • Cúrcuma: Más concretamente, la curcumina, su ingrediente activo principal, continúa brillando como un imponente ‘súper alimento’ anti-cáncer, con una amplia gama de beneficios tangibles para la salud, incluyendo su capacidad de inducir la muerte de células cancerosas y prevenir la cirrosis.
  • • Pimienta negra:  tiene antioxidantes que colaboran en la lucha contra el cáncer, problemas de hígado y enfermedades cardiovasculares.
  • • Té verde: Contiene polifenoles, que anulan los efectos de las nitrosaminas y tiene poderes antioxidantes. Es un poderoso protector contra las radiaciones ambientales.te-verde anticancerígeno
  • • Setas chinas: Las setas tipo maitake, shiitake y reishi se utilizan en la medicina tradicional china para reforzar el sistema inmune por la presencia de unos compuestos llamados beta-glucanos, que estimulan la fabricación de interferón natural, un eficaz anticancerígeno.
  • • Coles: El brócoli, repollo, coliflor, berros y rábano no deben faltar en la mesa, son un cóctel antitumoral, refuerzan las defensas, eliminan los radicales libres y protegen las células.
  • • Ajo y cebolla: El ajo y la cebolla contienen alicina, un compuesto rico en azufre que actúa como depurador del hígado, eliminando las sustancias tóxicas que se acumulan en la sangre y tejidos. Además el ajo se une a las toxinas, neutralizando sus efectos en las células.
  • • Algas: Son depurativas, ricas en minerales y vitaminas y contienen fibra. Las algas son una comida habitual en países como Japón, con una baja incidencia de cáncer de mama. Algunos especialistas las recomiendan para ayudar a eliminar los efectos secundarios del tratamiento con quimioterapia y radioterapia por sus efectos reforzadores del sistema inmunológico.
  • • Frutos secos: Las nueces, avellanas, almendras y pipas de girasol son una fuente de vitaminas B y E, y minerales como el magnesio, manganeso, selenio y zinc. Con una pequeña cantidad se asegura un buen aporte de antioxidantes.frutos-secos anticancerígeno
  • • Agua: Aunque no le otorgue a nuestro cuerpo nutrientes o vitaminas, es un poderoso líquido que la naturaleza nos ha dado. Sin el agua, no podemos vivir. Si no tomamos la suficiente cantidad de agua, podremos sufrir de estreñimiento, acumular toxinas en nuestra sangre, nuestro metabolismo podría sufrir trastornos, deshidratación, nuestra carga de electrolitos puede verse afectada.

 

 

La clave para evitar la proliferación del cáncer está en incluir estos alimentos en la dieta, pero sin excederse y siempre bajo supervisión facultativa, sin desechar los tratamientos farmacológicos.

Día Mundial contra la Prevención del Cáncer de Colon: 31 de marzo

dia-mundial-contra-la-prevencion-del-cancer-de-colon

En España se diagnostican una media de 32.200 nuevos casos de cáncer de colon cada año, lo que representa un 15% del total de los cánceres diagnosticados.
Es la segunda causa de muerte por cáncer solo por detrás del cáncer de pulmón. La Fundación Española del Aparato Digestivo ha presentado una campaña de concienciación para la prevención y el diagnóstico precoz del cáncer de colon con motivo del Día Mundial contra el Cáncer de Colon.

La Alianza para la Prevención del Cáncer de Colon desarrolla dicha campaña de ámbito nacional y autonómico a lo largo del mes de marzo, mes europeo del cáncer de colon, con una serie de actos y actividades científicas, sociales y mediáticas, que culminarán con la celebración del Día de la Prevención del Cáncer de Colon en España, el día 31 de este mismo mes.

Para la prevención del cáncer colorrectal son fundamentales los programas de cribado y detectar si hay un cambio en el ritmo intestinal, cambios de peso o sangre en heces. El cáncer de colon se puede curar en el 90% de los casos si se detecta de forma precoz.

Los principales factores de riesgo que pueden predisponer a desarrollar un tumor en el colon son la edad, los antecedentes familiares de cáncer de colon o de recto o haber padecido ya algún otro tipo de tumor, entre otros.
Si quiere saber más acerca de la prevención del cáncer de colón, puede consultar nuestra entrada de blog, donde hablamos de ello.

Todo lo que debes saber sobre la dieta alcalina

todo-lo-que-debes-saber-sobre-la-dieta-alcalina

Un factor a tener en cuenta entre los pacientes con cáncer, es que deberían ser informados de que la alimentación es su primera y mejor defensa cuando comienzan el camino de curación del cáncer.

En su lugar, la información alimentaria que se les da a los pacientes es tardía, y usualmente incluye alimentos y técnicas de preparación de comidas que son promotoras conocidas del avance del cáncer.
Deberían de proveerse de información sobre cómo cambiar a una dieta alcalina, compuesta principalmente por vegetales, con una pequeña cantidad de frutas, granos y proteína.

Esta dieta es similar a la dieta cetogénica, pero con mayor reducción en el consumo total de proteína así como de granos, grasas procesadas y azúcar, para ayudar a controlar la inflamación en el cuerpo.

El estilo de vida de las sociedades actuales, más concretamente en los países occidentales, no se presta a una dieta anti-cancerígena y alcalina. Los productos que venden en las tiendas y supermercados, comidas de microondas y comida rápida dominan el menú diario de miles de personas cada día. Ni que decir tiene que estos alimentos no son óptimos para los pacientes con cáncer, de hecho podríamos decir que son bastante perjudiciales para todos ellos.

De hecho lo que los pacientes de cáncer deben hacer es regresar a comer de la forma en la que se hacía antes: comida fresca, de temporada, preparada de manera simple y de manera natural.
Ejemplo de ello es la dieta alcalina, que está compuesta principalmente de vegetales de hojas verdes, hierbas y especias, vegetales de raíz, cebollas, ajos, puerros y cebollines, brócoli, coliflor y calabazas, frijoles, lentejas, chícharos, nueces y semillas, combinadas con una pequeña cantidad (una taza o dos por día) de granos libres de gluten como el arroz.
Una porción de pescado limpio, aves de corral o res alimentada con pasto, varias veces por semana, pueden ser también parte de una dieta alcalina.

Otro aspecto a tener en cuenta es que debe eliminar el azúcar de su dieta, porque el metabolismo del azúcar crea ácido, el cual también apoya al avance del cáncer.

Los granos con gluten causan inflamación. La inflamación promueve el avance del cáncer. Esto significa evitar granos altos en gluten como el trigo o centeno, incluyendo a los granos enteros.

En referencia a las bebidas también tiene que tener en cuenta que debe eliminar el consumo de alcohol. También es bueno que elimine el consumo de zumo de fruta en botella ya que tienen concentraciones altas de azúcar y muchas forman bastante ácido.
Reduzca el consumo de café a una taza diaria o menos y aumente el consumo de agua limpia, té verde, tés de salvia y jengibre.

La dieta cetogénica y el cáncer

Para quien no la conozca aún, la dieta cetogénica es aquella que consiste en eliminar toda clase de carbohidratos, excepto aquellos que provienen de vegetales sin almidón y remplazarlos por grasas saludables y proteínas de gran calidad.
Una dieta así, puede ser una esperanza para combatir el cáncer, tanto para la prevención como para los que ya están en tratamiento.
Está indicada para personas con esta enfermedad ya que las células cancerosas necesitan de glucosa para sobrevivir y los carbohidratos que consumimos se convierten en glucosa dentro de su cuerpo; por ello disminuir los niveles de glucosa en sangre por medio de la restricción de carbohidratos y proteínas, mata de hambre a las células de cáncer.

Ya en 1932, el Premio Nobel Otto Warburg habló de esto, cuando descubrió que las células cancerosas tienen un metabolismo de energía completamente diferente al de las células sanas y que los tumores malignos tienden a alimentarse de azúcar.

Algunos de los factores más importantes en los programas de recuperación del cáncer son controlar los niveles de leptina e insulina en la sangre, hacer ejercicio y el controlar el estrés.
Estos factores también son cruciales para prevenir el cáncer, por lo que es también aconsejada para personas que no tengan cáncer, obteniendo beneficios como optimizar su peso y todas las enfermedades degenerativas crónicas.
Como hemos mencionado, se reemplazan los carbohidratos con cantidades moderadas de proteína y altas cantidades de grasas, recurriendo a alimentos como el aguacate, aceite de coco, aceite de oliva y las nueces de macadamia. Es una dieta que le ayudará a optimizar su peso y su salud en general, ya que comer de esta manera le hará quemar grasas en vez de carbohidratos.

la-dieta-cetogenica-y-el-cancer

La dieta cetogénica es utilizada para controlar las convulsiones en niños desde hace ya bastante tiempo. Cuando el Dr. Seyfried y su equipo trabajaron en el cáncer cerebral y la epilepsia en ratones, a uno de sus estudiantes se le ocurrió investigar si la dieta cetogénica también podría ser efectiva contra los tumores. Y así lo hicieron, a finales de la década de los años 90, comenzaron su trabajo relacionando la dieta cetogénica, la epilepsia y el cáncer, lo que les llevó a entender mejor cómo el cambiar todo el estado metabólico puede ser efectivo para detectar y radicar las células tumorales.

Curiosamente, la medicina clínica ha reconocido la dieta cetogénica como una valiosa opción en el tratamiento de la epilepsia desde finales de la década de los 90, pero no como una medida contra el cáncer a pesar de que según el Dr. Seyfried, el mecanismo por el que trabaja la dieta cetogénica en el control de las convulsiones no es tan claro como el mecanismo por el que controla el cáncer.

El tema es bastante irónico, ya que esta teoría es muy poco conocida y aún menos aplicada, dentro de los círculos de oncólogos, a pesar de que se usa, por ejemplo como primera línea de tratamiento contra la epilepsia, a pesar de que en el caso del cáncer, está comprobado que es la reducción de la glucosa la que mata las células cancerosas.

El trabajo del Dr. Seyfried también apunta que el azúcar es el combustible principal del cáncer, por ello lo ideal es restringir el consumo de azúcar cambiándolo por un combustible alternativo, es decir las grasas, consiguiendo así que se reduzca considerablemente la tasa de crecimiento del cáncer.

En definitiva el método ideal a seguir es llevar un tipo de alimentación baja en carbohidratos, moderada en proteínas y rica en grasas, lo que disminuirá de forma efectiva el azúcar en sangre. Este tipo de alimentación, también hará aumentar sus cuerpos cetónicos, ya que la grasa se metaboliza en cetonas que su cuerpo puede quemar cuando existe ausencia de alimentos. Cuando se combina con la restricción calórica el resultado final pondrá su cuerpo en un estado metabólico que es desapacible para las células cancerosas.
Por ello, la dieta cetogénica representa una forma apropiada y no tóxica de combatir y marginar a las células tumorales.

Todos contra el cáncer infantil

Hoy 15 de febrero se celebra el Día Internacional del Cáncer Infantil. Su objetivo es concienciar a la población sobre la importancia de este problema teniendo en cuenta los desafíos a los que tienen que enfrentarse los niños y sus familias.
Otro aspecto importante a tener cuenta es la necesidad de conseguir que todos los niños en cualquier lugar del mundo tengan acceso a un diagnóstico y tratamiento preciso.

Se celebra desde el año 2002 cuando se llevó a cabo en Luxemburgo una declaración creada por la Organización Internacional de Cáncer Infantil una red formada por 177 organizaciones nacionales de padres de niños con cáncer en 90 países de los 5 continentes.

todos-contra-el-cancer-infantil

En los países desarrollados como el nuestro, el cáncer es la primera causa de muerte por enfermedad en los niños, Por desgracia es imposible prevenir el cáncer en los niños pero lo que sí se puede hacer es mejorar las técnicas de diagnóstico y los tratamientos, lo cual solo se logra gracias a la investigación, por eso es muy importante que se invierta en ello.

La buena noticia es que el 80% de los casos de niños que sufren la enfermedad sobreviven gracias a los avances médicos y tecnológicos, pero aún queda mucho por hacer, ya que a pesar de que han aparecido nuevos tratamientos farmacológicos para el cáncer en adultos, la investigación sobre la farmacoterapia contra el cáncer infantil ha disminuido y los niños son tratados con fármacos descubiertos hace varios años, los cuales tienen riesgos y consecuencias para la salud a largo plazo.

Desde Clínica Preventia queremos mandar todo nuestro apoyo a esos más de 1.100 niños que solo en España padecen cada año dicha enfermedad y por supuesto también a sus familias.

Programa ONCO+

programa-onco-plus

PROGRAMA MÉDICO COMPLEMENTARIO
AL TRATAMIENTO ONCOLÓGICO

El Centro Médico Preventia propone “algo más” y anima a que pensemos que siempre SE PUEDE HACER MÁS.

Las investigaciones más recientes en torno al cáncer han demostrado que la dieta cetogénica combinada con la terapia de oxigenación hiperbárica contribuye al éxito del tratamiento oncológico y optimizan su eficacia.

El Centro Médico Preventia propone un programa médico complementario de 6 semanas destinado a organizar la alimentación del paciente al objeto de lograr el estado metabólico deseado, junto con la aplicación de varias sesiones semanales de cámara hiperbárica. Este programa complementario, sin efectos secundarios, no tóxico y sin contraindicaciones incrementa la eficacia del tratamiento médico convencional.

El programa ONCO+ se fundamenta en tres acciones:

  • Disminuir los recursos energéticos de las células cancerígenas.
  • Producir daños en la estructura de las células cancerígenas.
  • Reducir la vascularización tumoral.

Durante el programa el paciente y sus familiares recibirán formación y talleres, tratando cada caso desde el punto de vista psicológico y físico.

más información www.preventiahbo.com